Cada día agradezco por las Noches
que se vuelven amaneceres,
Por los Amigos que se volvieron Familia,
por los sueños que se han hecho realidad y
por la vida que Dios me ha dado.